Elevad las manos y bendecid al Señor

Releo el Salmo 134 —de apenas tres versículos—, una pequeña joya de profunda intensidad. Es el ejemplo vivo de que en un pequeño frasco cabe mucha esencia. Los dos primeros versículos advierten que, pese a que la casa de Dios pueda estar vacía y a oscuras, y de que en apariencia nada relevante sucede, invita a «Elevad vuestras manos al santuario y bendecid al Señor». En el último versículo la comunidad eleva su voz para clamar en la soledad de la noche: «¡El Señor que hizo el cielo y la tierra los bendiga desde Sión!».
Coincide la relectura de este salmo por la conversación que mantuve hace unos días con un grupo de personas entregadas a difundir la palabra del Señor, convencidas de su amor a Cristo, organizadoras de numerosas actividades para acercar a gente a Cristo en las periferias humildes de mi ciudad. Me encontré con ellos para impartir una charla en un curso Alpha. Un padre de familia me decía que servía en lugares muy pequeños, donde apenas hay feligreses y donde la receptividad es pequeña e, incluso, hostil. A veces se siente desanimado, tentado a abandonar, porque ofrece lo mejor de sí mismo pero no observa frutos espirituales en el prójimo, aunque las recompensas personales no están en su lista de prioridades. Una joven decía que a veces parece que predica en el desierto y se planteaba si realmente a alguien le importaba lo que estaba haciendo. Ese grupito se sentía pequeño, solo, frágil, insignificante. Pero se me ocurrió decirles que por muy pequeño que fuera su lugar, por muy insignificante que parecieran sus acciones, el lugar era santo y sus obras estaban bendecidas. Al terminar, oramos juntos con el salmo 134 que deja constancia de que todo lo que sucede en el cielo y en la tierra Dios lo observa desde las alturas y las obras buenas están bendecidos por Él que, además, obra a través de cada una de las personas que ponen su corazón en servirle. Dios actúa y se sirve eficazmente de pequeños instrumentos; cualquiera que obra según su voluntad lo que realiza es sumamente relevante ante sus ojos.
Por eso cuando en apariencia uno piensa que su apostolado es infructuoso que «Eleve sus manos al cielo en el santuario, y bendiga al Señor para que cubra sus obras de bendiciones».

¡Padre mío, hazme y haznos a todos los que pertenecemos a tu Santa Iglesia vivos estandartes de adoración para alabarte y bendecirte siempre! ¡Haz, Señor, que también los jóvenes y los niños te adoren siempre porque a través de tu Hijo Jesucristo te acercaste a ellos y los pusiste de ejemplo! ¡Derrama, Padre, tu Santo Espíritu sobre tu Iglesia como si fuera un frasco de perfume derramado para dar esencia a todos sus miembros! ¡Padre, bendice a todos los que dan su vida por honrarte y trasmitir la buena nueva que enseñó Jesucristo y que puedan elevar sus manos hacia tu santuario y bendecir tu santo nombre! ¡Señor, úngenos siempre para estar preparados para adorarte en el Espíritu y verdad! ¡Ayúdanos a cuantos te seguimos a estar despiertos y prevenidos para darte la honra que mereces! ¡Concédenos la gracia de levar siempre en nuestras manos hacia tu santuario para darte gracias, bendecirte, glorificarte y alabarte! ¡Ayúdanos por medio de tu Santo Espíritu a bendecirte en cada instante de nuestra vida! ¡Gracias, Padre, por justificarnos por la fe de tu amado Hijo Jesucristo! ¡Padre bendice a tu amada Iglesia desde Sión para que te sirva en la hermosura de la santidad en esta época de dificultades y rechazo final para que te pueda adorar mientras se entrega en la labor misional de llevar tu palabra y los símbolos de tus bienaventuranzas! ¡Sagrado Corazón de Jesús, en vos confío!

Del compositor inglés, John Taverner, disfrutamos hoy de su sensible y armoniosa Lord’s Prayer:

Anuncios

2 comentarios en “Elevad las manos y bendecid al Señor

  1. Pingback: Elevad las manos y bendecid al Señor – Laus Deo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s